India reportó más de 200 mil contagios en un día por coronavirus

257

Esta es la cifra más alta de casos confirmados en un solo día desde que inició el brote en el país.

India registró el jueves más de 200.000 casos de coronavirus en un solo día por primera vez desde el inicio de la pandemia, por lo que el Gobierno de la capital, Nueva Delhi, anunció un «toque de queda de fin de semana» para frenar la propagación del virus.

Según cifras publicadas el jueves por el Ministerio de Salud, se registró un total de 200.739 casos, lo que elevó el total del país a 14.07 millones. También se confirmaron otras 1.038 muertes por coronavirus, con lo que el número de muertes relacionadas con el virus en el país asciende a 173.123.

“Hubo una reunión hoy. Se ha decidido que se impondrá un toque de queda de fin de semana en Delhi para romper la cadena [de infecciones]”, declaró el ministro principal de Delhi, Arvind Kejriwal, y señaló que se permitirán los servicios esenciales durante el toque de queda.

Kejriwal explicó que se cerrarán centros comerciales, gimnasios, spas y auditorios en la capital, mientras que los cines operarían con un 30% de capacidad.

La decisión de imponer un toque de queda el fin de semana se produjo después de que Delhi registró un gran aumento en los casos. Anteriormente, las autoridades también habían anunciado el toque de queda nocturno.

Según las estadísticas, Delhi registró 17.282 casos en las últimas 24 horas, la cifra más alta de un solo día hasta el momento. Con más muertes reportadas en Nueva Delhi, ha habido una enorme carga para los crematorios y cementerios en la ciudad.

El jueves, Kejriwal aseguró que no hay escasez de camas en los hospitales y que hay más de 5.000 camas disponibles en varios hospitales.

India ha experimentado un aumento masivo de casos diarios de coronavirus en las últimas semanas, lo que ha llevado a muchas ciudades del país a anunciar restricciones para frenar la propagación de la enfermedad, aunque el Gobierno federal ha afirmado que no habrá un cierre nacional.

Debido al aumento de casos, ha habido un gran estrés en la infraestructura de salud y muchas áreas del país informaron escasez de camas y cilindros de oxígeno.

A principios de este mes, los casos diarios de virus en India superaron los 100.000 por primera vez desde que comenzó la pandemia el año pasado. En septiembre, el país alcanzó un máximo histórico de alrededor de 98.000 casos, pero luego las infecciones comenzaron a disminuir hasta fines de enero, cuando comenzaron a aumentar nuevamente.

El estado occidental de Maharashtra impuso duras restricciones durante los próximos 15 días a partir del miércoles por la noche, y las autoridades solo permiten actividades esenciales en el estado más afectado por la pandemia.

A pesar de un aumento masivo de casos, decenas de miles de personas se reunieron el miércoles en el estado norteño de Uttarakhand para el día de baño de Shahi Snan durante el festival religioso hindú Kumbh Mela. Los expertos temen que el número de casos pueda aumentar ya que ha habido una implementación muy pobre de las medidas contra la COVID-19 durante el festival.

India es actualmente el segundo país más afectado a nivel mundial en número de casos después de Estados Unidos.

El país lanzó su campaña de vacunación el 16 de enero de este año. Según cifras oficiales, hasta el momento se han administrado más de 100 millones de dosis de vacuna. El Gobierno indio también aprobó esta semana la vacuna Sputnik V de Rusia para la autorización de uso de emergencia.

Los expertos en India dicen que el desprecio de la gente por las reglas de distanciamiento social y el uso de máscaras ha contribuido al aumento en curso.

Fuente: Agencia de noticias Anadolu.