Delincuentes cibernéticos “mejoraron” el modelo de operación junto a una red delincuencial

470
El robo de perfiles en las redes sociales ocasionan después chantajes o extorsiones a las víctimas de turno.

El Comisario Diosnel Alarcón, jefe de Delitos Informáticos de la Policía Nacional, se refirió con respecto a la cantidad de denuncias por estafa en redes sociales, expresando que las modalidades disponibles, en ese contexto, no son muy cambiantes ni muy nuevas, pero sí hubo una perfección en la delincuencia cibernética, en obtener informaciones de primera mano de sus potenciales víctimas. Para ello, tienen varias estrategias que emplean a través de las redes sociales, con perfiles falsos, haciéndose pasar normalmente por una mujer, por ejemplo, para embaucar a sus víctimas de turno, como siempre lo hacían, con el propósito de cometer cualquier tipo de fechorías.

Actualmente, con el tema del aumento del robo del servicio de WhatsApp, los aprovechadores tienen la facilidad de no solamente pedir dinero a sus contactos, ni para devolver el servicio, sino que ya buscan a partir de allí, encontrar personas que puedan enviar algún dato comprometedor, para extorsionar finalmente a su víctima ocasional. A propósito, en este momento, personal antisecuestro juntamente con la Unidad Especializada en Delitos Informáticos proceden en la ciudad de Capiatá en el mismo tema, destacó el entrevistado.

Ellos, es decir, los delincuentes cibernéticos, se hacen pasar por un individuo, contactando con su víctima elegida y diciéndole que la persona de su contacto es una menor de edad, por ejemplo, que ya hizo la denuncia policial, inclusive exhibiendo una supuesta copia. Muchas personas, en realidad creyendo en la veracidad de la trampa, caen en el engaño y ceden a ser extorsionadas, evitando alguna complicación mayor o posterior.

El punto de partida está en un gran porcentaje en las penitenciarías del país, luego aparecen una serie de organizaciones delictuales o aparatos y personas que colaboran con ellos, por ejemplo, en la búsqueda del dinero fundamentalmente, dentro de un modelo de operación delictual y en complicidad compleja inclusive, por lo que se recomienda a evitar cualquier tipo de comunicación con personas desconocidas, antes de haber chequeado todas las canalizaciones adecuadas para una credibilidad o confianza ante un hecho de esta naturaleza, argumentó el Crio. Diosnel Alarcón de la Policía Nacional.